Este es uno de los paseos más emblemáticos de Buenos Aires. Un recorrido lleno de colores, aromas y sonidos para adentrarse en la cultura local del barrio La Boca.

Cuando caminas estas calles, entras a un museo al aire libre;  Las paredes pintadas te dan la bienvenida a 150 metros de longitud donde la música, el arte y el fútbol se respiran en cada esquina.  

La historia de este sendero cultural, uno de los más populares en toda Sur América, está relacionada con el recorrido del ferrocarril que se extendía a las afueras de la ciudad. 

DCIM\102GOPRO

En 1928 el ramal fue clausurado y esta importante vía se convirtió en un callejón desolado y pasó al olvido.   

El inicio de un Proyecto comunitario 

Ante tal panorama, varios vecinos del barrio decidieron unirse y concretar una iniciativa común liderada por el pintor Benito Quinquela Martín. 

En 1950, lograron recuperar el terreno y convertirlo en lo que hoy conocemos; Un paseo peatonal y una calle museo que con el paso de los años, ha recibido un gran número de artistas.  

En 1959 recibió el nombre “El Caminito” tango compuesto por Juan de Dios Fulberto. 

Arte y Proyecto comunitario en la Habana

Este paseo es una manera de estar inmerso en la cultura local de la ciudad. De él dependen muchas personas que se dedican al turismo y al comercio informal. Restaurantes, vendedores de souvenirs, Bailadores de Tango  y los artistas locales son los que le dan vida a este proyecto comunitario. 

Esperamos que ante una pronta reactivación del turismo ese caminito vuelva a llenarse de vida y cultura. 

También le puede interesar: 

Arte urbano en la Patagonia

Para más fotos y rutas, siga el blog viajero en Instagram:@diariosdbicicleta.

Publicación anterior

Plantón contra la infamia

Siguiente publicación

Contra los feminicidios y las violaciones basadas en género

Big Fish

Big Fish

Bogotano, Docente , Guía turístico . Amante de las bicis, la montaña y la lectura. Realiza su labor en sector turismo y navega por los siete mares con cámara en mano.